Los 12 mejores lugares para fotografiar en Fes & Meknes

No cabe duda de la belleza visual que ofrecen las ciudades imperiales de Fes y Meknes.

Estos centros de arte y cultura marroquíes son únicos, con muchas atracciones: desde la hermosa arquitectura tradicional hasta los vibrantes y caóticos souk, escenarios perfectos para fotografías llamativas.

Para ayudarle a encontrar los lugares ideales para la quintaesencia de las imágenes marroquíes, a continuación encontrarás una lista de los 12 mejores lugares para fotografiar en Fes y Meknes.

 

1. Bab Boujloud (Puerta Azul), Fes

 

bab boujloud gate

 

En una ciudad con puertas hermosas y finamente decoradas, Bab Boujloud es la obra maestra. Sirve como la entrada más occidental de la ciudad y es un espectáculo para contemplar. Aunque se la conoce como la “Puerta Azul” por su color hacia afuera, desde el interior de la medina es en realidad mayormente verde.

Tiene un hermoso arco y azulejos tradicionales con motivos marroquíes y árabes. Los colores y la forma en que la estructura enmarca la entrada a la ciudad, la convierten en uno de los mejores lugares para la fotografía en Fes.

A través de la puerta principal, se llega a una de las plazas centrales cerca de la Universidad de Al-Quaraouiyine, otro de mis lugares favoritos para tomar fotos en Fes.

 

2. Mezquita y Universidad de Al-Quaraouiyine, Fes

 

Al-Quaraouiyine Fez

 

Fes ha sido durante mucho tiempo un lugar de encuentro para científicos, estudiosos y teólogos, muchos de los cuales han cruzado los pasillos de la Universidad de Al-Quaraouiyine en sus 1.100 años de actividad.

De hecho es la universidad más antigua del mundo y la mezquita más importante del país, hay historia entre sus muros. Y no es sólo la historia que la convierte en un lugar tan fascinante, sino también su increíble arquitectura y diseño. El hermoso y luminoso patio con alfombras de ratán tradicionales y arcos históricos lo convierten en un lugar interesante para la fotografía en Fes.

La principal dificultad es que no se permite el acceso al sitio a no-musulmanes. Así que, en mi opinión, la mejor vista es desde el techo de la madrasa Al-Attarine, que a veces está abierta al público (pero tendrás que convencer al guardián para que te deje entrar). Otra vista es a través de la Bab Wouroud, donde se puede ver un escorzo sobre el patio.

 

3. Curtidurías, Fez

 

fez tannery

 

Desde hace casi un milenio Fes es famosa por sus curtidurías de artículos de cuero. Hoy en día siguen operando en la ciudad y utilizando métodos tradicionales, con grandes zonas de secado en el contexto de la bulliciosa ciudad.

Los tonos naturales de las pieles aportan hermosos colores terrosos a las fotografías, mientras que las acciones expertas de los artesanos en su contexto habitual son un placer para capturar. La tenería más grande es la de “Chouara», pero en Fes hay tres en total, cada una de las cuales es interesante para la fotografía.

 

4. Madrasa de Al-Attarine, Fes

 

al attarine madrasa

 

Desde 1323, la madrasa de Al-Attarine ofrece educación islámica a los residentes de Fes y de lugares lejanos. Sigue funcionando hoy en día y es un lugar muy interesante para visitar y fotografiar. Con azulejos decorados y de colores, el diseño de la madrasa presenta muchos elementos árabes tradicionales, mientras que la presencia de estudiantes entusiastas añade vitalidad a las fotografías.

Los azulejos tradicionales combinados con arcos encantadores y elementos humanos pueden ayudar a crear imágenes sorprendentes de la cultura marroquí.

 

5. Dar El Makhzen, Fes

 

Dar El Makhzen

 

En la cúspide del éxito de la ciudad, Fes fue el hogar de nobles y realeza que vivían en espléndidos palacios construidos por artesanos locales. Uno de los más grandes de todos es el Dar El Makhzen, o el Palacio del Sultanato, donde se alojó el sultán de Marruecos durante sus visitas a Fes.

Hoy en día, está abierto al público como un Museo de Arte Marroquí y cuenta con una excelente colección de obras históricas y modernas. Sin embargo, es el exterior del edificio lo que más atrae a los fotógrafos. La imponente estructura tiene hermosos arabescos y elementos románicos.

La hermosa arquitectura y los intrincados detalles la convierten en uno de los mejores lugares para la fotografía en Fes.

 

6. Vista desde el monte Zalagh, cerca de Fes

 

Monte Zalagh

 

Justo fuera de los límites de la ciudad de Fes, el Monte Zalagh está lejos del tráfico y del ruido de la tercera ciudad más grande de Marruecos. Desde la cima de la montaña se puede ver una vista impresionante de la ciudad y de la cordillera de los Atlas, a menudo cubierta de nieve.

Se puede llegar con una caminata fácil y las fotografías de arriba valen la pena, ya que se puede capturar tanto la vida de la ciudad como la belleza natural desde un punto de vista panorámico. Un lugar ideal para visitar al atardecer o al amanecer.

 

7. El Souk, Meknes

 

olives in the Meknes Souk

 

No lejos de Fes, la ciudad de Meknes se aleja de la típica ruta turística y le da un ambiente más auténtico. El souk, en particular, es hermoso y animado, perfecto para tomar fotos de la auténtica vida marroquí mientras los lugareños compran y venden.

Los múltiples colores y formas de los productos tradicionales ayudan a obtener imágenes vivas. Además, la confusión de gente comprando en el mercado añade un poco de dramatismo a las imágenes, permitiendo a los fotógrafos capturar escenas que realmente reflejan la vida marroquí.

 

spices in the Meknes Souk

8. El sitio arqueológico de Volubilis

 

arches in volubilis

 

Cerca de Meknes se encuentra el sitio parcialmente excavado de Volubilis, que en su día fue una ciudad gloriosa y la colonia más alejada al oeste del Sacro Imperio Romano. Aunque fue dañado por un terremoto en 1800, sigue siendo uno de los ejemplos mejor conservados de ruinas romanas en Marruecos.

En su apogeo, más de 20.000 personas vivían en la ciudad, y muchos de sus secretos están siendo revelados a medida que continúan las excavaciones. Para los fotógrafos, no son sólo las ruinas bien conservadas las que lo convierten en un lugar ideal para la fotografía, sino también su ubicación al pie de una cordillera. Mirando hacia el oeste, las ruinas disfrutan de impresionantes vistas del fértil paisaje, ¡una postal!

 

mosaic in volubilis

9. Caballerizas reales, Meknes

 

royal stables in Meknes

 

Uno de los lugares más interesantes y atmosféricos de Meknes son los Establos Reales, situados en lo alto de una colina. No se trata de establos humildes, estos albergaban a más de 12.000 caballos reales que eran apreciados y amados por el sultán.

También había un complejo sistema que venía de un canal cercano, para asegurar que los caballos reales estuvieran bien alimentados y abrevados. Aunque el lugar se ha deteriorado, sigue siendo extraordinario para la fotografía en Meknes.

Su belleza y dramatismo no pasan desapercibidos, ya que los establos no sólo son populares entre los fotógrafos, sino también entre los videógrafos, que los han utilizado como escenario para varias películas, entre ellas «La joya del Nilo».

 

10. Bab El Mansour, Meknes

 

bab mansour gate

 

La arquitectura tradicional marroquí es increíblemente distinta y bella, y uno de los mejores ejemplos se puede encontrar en Meknes en Bab El Mansour.

Construido en 1730, el portal tiene una sensación de grandeza descolorida e incorpora muchos elementos interesantes como azulejos de mosaico hechos a mano, así como una puerta de cedro hecha a mano.

En la parte superior de la estructura, una inscripción en árabe dice con orgullo que es la más bella puerta de entrada a Marruecos, y es sin duda uno de los mejores lugares fotográficos en Meknes.

 

11. Madrasa Bou Inania, Fes

 

Bou Inania Madrasa in Fez

 

La arquitectura, el diseño y el estilo de las madrasas marroquíes son legendarios, pero no muchos están abiertos a los visitantes no-musulmanes.

Una excepción es la encantadora madrasa de Bou Inania, que es también la única en Fes que tiene un minarete. Otras características arquitectónicas tradicionales incluyen hermosos arcos arabescos, decoraciones de cedro oscuro finamente tallado y hermosos azulejos hechos a mano. Es considerada la más grande de todas las madrasas de Fez – y quizás de Marruecos.

El mismo sultán declaró que no había ahorrado en gastos para la construcción! Los fotógrafos estarán encantados de la visita a este magnífico lugar.

 

12. La ciudad de Moulay Idriss, cerca de Meknes

 

moulay idriss medina

 

Aunque la ciudad de Moulay Idriss no sea tan conocida por los visitantes extranjeros, es un lugar importante y querido por los marroquíes. Es conocido como el punto de llegada del sciismo en Marruecos y cada año se celebra un importante festival islámico.

Los fotógrafos apreciarán el laberinto de calles estrechas, así como el único minarete redondo del país. Moulay Idriss se mantiene fuera de la ruta turística principal, se respira una verdadera sensación de autenticidad que se traduce en las imágenes. Desde ahi salen varias excursiones para llegar a hermosos miradores y fotografiar paisajes emocionantes.

 

Todo Marruecos es hermoso y las ciudades imperiales de Fes y Meknes, en particular, son realmente encantadoras. Caracterizadas por estilos arquitectónicos influenciados por muchos grupos diferentes a lo largo de los siglos, sus intrincados detalles y belleza artistica dan vida a escenarios espectaculares.

Si te gusta la fotografía y tienes la oportunidad, intenta pasar varios días en Fes y Meknes, para poder capturar imágenes auténticas de la vida marroquí.

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on email

Deja un comentario

También te podría interesar..

¡Bienvenidos a mi blog de fotografía de viajes!

about nicholas tinelli

Soy Nicholas, un fotógrafo de viajes y retratos con pasión por la escritura.

En este blog, comparto artículos sobre fotografía de viajes, mi experiencia personal, consejos e información sobre las actividades que organizo.

¡MANTENTE EN CONTACTO!